survival zombie
survival zombie

Crítica Review: The Defenders por Tony Camacho

Pues después de un fin de semana sentado ante la televisión ya podemos decir que hemos visto la nueva serie de Marvel/Netflix, The Defenders. La “miniserie” que nos junta en una sola aventura a los cuatro héroes de las series de la distribuidora de contenidos. Jessica Jones, Daredevil, Luke Cage y Iron Fist pondrán fin a la historia común de dos de estas series, o sea esos enemigos llamados La Mano, que sinceramente empezaban a ser un poco pesados ya que no se sabía exactamente muy bien que era y que hacían o querían y bueno en esta Defenders ponen un objetivo a esta sociedad secreta, no espectacular pero si efectista.

A partir de aquí soltaremos algunos datos que podrían considerarse Spoilers, aunque serán pequeñitos, asi que si continuáis leyendo es bajo vuestra responsabilidad.

Aunque nos han dicho por activa y por pasiva que lo que estamos viendo en estas series es parte del UCM, después de ver Defenders nos queda mas o menos claro  una cosa, que temporalmente estamos entre los sucesos de Vengadores y de La era de Ultron, Por que decimos esto, pues básicamente porque estamos en el final de la reconstrucción de Nueva York que fue el punto de inicio de Daredevil, pero sobre todo porque en las tomas aéreas no se ve ni rastro de la Torre Stark. Estamos en ese momento en el que la gente empieza a tener conciencia de la existencia de seres con poderes pero aun no están demasiado acostumbrados a ese hecho. Ha pasado aproximadamente un año desde el final de Luke Cage y Iron Fist y mientras que el héroe de Harlem sale de la cárcel, Iron Fist se encuentra en plena lucha con la mano en Asia, Daredevil se ha retirado y Jessica Jones esta borracha… hay cosas que no cambian.

La serie empieza como suele ser ya habitual en los productos de Marvel para Netflix de una manera lenta, no esperéis demasiado en los dos primeros episodios que en esencia se usan para decirnos donde se encuentra cada uno de los personajes, presentarnos el inicio de la trama pero sobre todo para mostrarnos a la líder de la Mano, personaje interpretado por Sigourney Weaver, que está mas que correcta pero no espectacular. El papel de una mujer hastiada, cansada de la vida pero sin embargo con unas ganas enfermizas de permanecer viva que son el leitmotiv de la serie. Una vez mas este ritmo puede que muchos digáis, pues ya está, otro Iron Fist u otro Luke Cage y decidais en este momento apagar la tele, pero haríais mal porque llega el episodio 3.

Y es que en el tercer episodio todos los héroes cruzan sus caminos y comienza la verdadera aventura que todos queremos ver, a los cuatro trabajando en equipo contra la mano. A partir de este momento toda lo que tenga que ver con ritmo pausado se va directamente a donde amargan los pepinos y nos enfrentamos a un mínimo de dos peleas multitudinarias por episodio, algún momento de charla explicativa y todos los personajes, principales y secundarios, buenos y malos con su momento de gloria en pantalla. A esto tenemos que decir una cosa… Las artes marciales y la fuerza bruta no está mal, pero vamos… señores Defenders con un arma de fuego hubierais acabado antes algunas de vuestras peleas.

Las coreografías han mejorado y se parecen mas a las de Daredevil, de hecho la serie tiene mas pinta de tercera temporada de Daredevil o segunda de Jessica Jones que de las otras dos series, también nos queda claro que tanto Iron como Luke funcionan mejor en equipo que en solitario y creo que por ahí deberían de tirar sus segundas temporadas. Pero lo mas importante, Netflix ha dado en el clavo en lo del número de episodios. de 6 a 8 es lo perfecto para estas series de superheroes. Y es que a contrario de lo que suele suceder en anteriores ocasiones, aquí no hay episodios meseta en los que en esencia no pasa nada, aquí desde el episodio tres todo va creciendo y llevándonos al épico final.

En definitiva, la serie me ha gustado bastante pero no me ha entusiasmado, eso si, ha fijado lo que creo que es el camino a seguir en las segundas y temporadas que nos esperan y me ha devuelto la fe en Iron Fist, cuya serie aunque me gustó, me dejó un poco planchado sobre todo al final.  La recomiendo para ver en modo maratón en poco tiempo ya que está pensada, editada y montada para hacerlo de esta manera y el número de episodios es el perfecto para verlos de una tacada. Si hay que darle una puntuación, mi numero es el 7.5, pero vamos podría haber sido un 8 con un poquito mas de dinero y algo mas de Jessica Jones que una vez mas se come la pantalla con su sola aparición.

Etiquetas

You may also like...

0 thoughts on “Crítica Review: The Defenders por Tony Camacho”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *